Gracias a ti, 'Rafa'

Por Jorge Ramos Pérez | Foto: Especial

Fue el dos de julio pasado, hace tres semanas, cuando Rafael Márquez Álvarez disputó su último partido como futbolista profesional. Tras 22 años de carrera profesional, el “Kaiser” se despedía para siempre de las canchas, pero la noticia pasó desapercibida entre el sufrimiento nacional por un nuevo fracaso mundialista.

Ahora, el sábado pasado, luego de un tiempo de descanso y meditación, el eterno central mexicano confirmó su retiro a través de sus redes sociales, y deja un vacío en la historia del futbol mundial que difícilmente podrá a ser llenado.

Si bien la carrera de Rafa Márquez está plagada de éxitos, marcada por su histórico paso por el Barcelona y ahora por el hecho de haber jugado cinco mundiales, en el Bajío su legado todavía se siente fresco, y los dos títulos que dejó en la ciudad serán recordados por todos los testigos que tuvimos la fortuna de gritarlos hasta desfallecer.

Porque a León llegó en sus horas bajas, luego de que su crédito se agotara en Nueva York. La MLS parecía destinada a ser su tumba, como lo había sido en el pasado con otras leyendas de la talla de Pelé o Lothar Matthaus, pero Rafa se negó a perecer en el norte, y optó por la resurrección en León.

Resultado de imagen para rafa marquez club leon

Llegó en diciembre, como refuerzo estelar para el Clausura 2013, y apenas en su presentación abarrotó la Zona A del Nou Camp. En el césped, sin embargo, las cosas no se dieron de la mejor manera, y el equipo deambuló por los últimos lugares de la tabla.

Pero Rafa, viejo lobo de mar, aguantó la tempestad, y tomó las riendas del equipo. Dentro del rectángulo de juego, él era el capitán y el líder, y con todo el plantel a sus espaldas, consiguió levantar dos títulos, y fue partícipe de las primeras aventuras esmeraldas en la Copa Libertadores de América, incluyendo el histórico “maracanazo” ante Flamengo en 2014.

Ese mismo año, jugaría su cuarto mundial en Brasil, al lado de otros compañeros verdiblancos como José Juan Vázquez o Carlos Peña, pero el Club León sufriría las consecuencias de su revalorización cuando llega una oferta de Italia para jugar en el Hellas Verona.

Rafa, consciente de que su padre siempre quiso verlo jugar en la Serie A, acepta este último periplo europeo, e hizo que el Verona terminara la temporada sin problemas de descenso, y con un Luca Toni que en sus últimos suspiros salía todavía campeón goleador.

Resultado de imagen para rafa marquez club leon

Ya en su etapa final, volvería a México para jugar con el Atlas y terminó su historia en Rusia, en el frio país siberiano que se lleva al último ídolo azteca.

En su carta de despedida, Rafa Márquez agradece a los fanáticos, compañeros, técnicos, directivos, utileros y amigos que dejó en los equipos que lo acogieron en toda su carrera, y cierra enigmáticamente con la frase: “Simplemente, gracias”.

Como fervientes admiradores del Club León, como hinchas nacionalistas del Tri, pero sobre todo como amantes del futbol, solo nos queda decir: “No, Rafa, gracias a ti”.

Comentarios

Suscríbete a #DaleLeón

Recibe nuestras últimas noticias, solo debes ingresar tu correo electrónico.